Promueven Black & Decker y Eastman la sostenibilidad en la industria, con herramientas elaboradas con materiales reciclados

0
208

BLACK + DECKER, marca perteneciente de Stanley Black & Decker, lanzó Reviva, una nueva línea de productos disponible a partir de principios de 2022, la cual ofrecerá las primeras herramientas eléctricas impulsadas por la sostenibilidad, gracias al copoliéster Tritan Renew de Eastman con 50% de contenido reciclado certificado*.

«En Stanley Black & Decker trabajamos para inspirar a los fabricantes e innovadores para crear un mundo más sostenible. Ese esfuerzo comienza con nosotros», aseguró Jim Loree, CEO de Stanley Black & Decker. «La línea BLACK+DECKER reviva es nuestro último paso en la creación de productos más sostenibles y en el impulso de la innovación con propósito, en concordancia con nuestra estrategia medioambiental, social y de gobierno (RSE), con la intención de alcanzar los Objetivos de Desarrollo Sostenible de las Naciones Unidas. Cada día, nos proponemos vivir nuestro propósito -para los que hacen el mundo- y realzar nuestro compromiso con la responsabilidad social corporativa, y la creación de nuevos productos ecológicos es una forma de lograr esa misión», finalizó.

Diseñadas en alianza con Eastman, las nuevas herramientas eléctricas reviva se fabricarán por medio del material Tritan Renew, producido a través de las tecnologías de Reciclaje Circular Avanzado, también conocido como reciclaje molecular. A diferencia del reciclaje mecánico, esta técnica descompone los desechos del plástico de un solo uso en bloques fundamentales para crear materiales duraderos y de alto rendimiento.

Este proceso reduce el uso de recursos fósiles y de las emisiones de gases de efecto invernadero; proporciona rendimiento de los materiales plásticos vírgenes hasta 50% de contenido reciclado y diversos beneficios ambientales. Además del material de ingeniería sostenible en esta nueva línea de productos, el empaque será 100% reciclable y con un embalaje libre de frustraciones. Stanley Black & Decker también está creando e implementando programas para el reciclaje de baterías y herramientas al final de su vida útil.

“Stanley Black & Decker es una empresa icónica, conocida por la calidad y confiabilidad en cada una de sus marcas. Los consumidores confían en sus productos porque saben que funcionarán, por lo que la compañía se complace en asociarse y aprovechar nuestras tecnologías de reciclaje molecular para proporcionar a Stanley Black & Decker materiales más sostenibles sin comprometer el rendimiento del producto”, aseguró Steve Crawford, vicepresidente ejecutivo, director de tecnología y sostenibilidad de Eastman.

“Esta colaboración es un excelente ejemplo de cómo los socios de la cadena de valor que comparten la visión de un futuro sostenible y el compromiso de abordar tanto el clima como los residuos plásticos, pueden aprovechar la circularidad de los materiales para proporcionar soluciones con las tecnologías que tenemos hoy», enfatizó Crawford.

La estrategia de responsabilidad social de Stanley Black & Decker incluye un enfoque de innovación con propósito, en el que su objetivo es diseñar productos para la circularidad en la selección de materiales, el uso y el final de su vida útil, con el objetivo a corto plazo de producir envases 100% reutilizables, reciclables y compostables para 2025. En 2018, Stanley Black & Decker se unió a empresas y gobiernos líderes para firmar el Compromiso Global de la Nueva Economía del Plástico, iniciativa de la Fundación Ellen MacArthur y el Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente, de la Organización de las Naciones Unidas (ONU). Eastman también es signatario del compromiso global de la nueva economía del plástico.

«Stanley Black & Decker se embarca en un viaje de varios años para ampliar su liderazgo en sostenibilidad. Por medio de las tecnologías avanzadas de reciclaje circular de Eastman no sólo podemos fabricar productos más sostenibles; sino mostrarle al mundo que este tipo de materiales puede utilizarse en cualquier lugar sin comprometer su rendimiento», expresó Jeff Ansell, vicepresidente ejecutivo de Stanley Black & Decker.

Artículo anteriorPromueve AMDA que la industria automotriz sea nuevamente uno de los motores de crecimiento de este país
Artículo siguienteRecomienda Hikvision implementar el modelo de seguridad Zero Trust para reducir el riesgo cibernético