Reconoce la SCT que inversión conjunta entre Gobierno e IP abrirá nuevas opciones para empresas constructoras

0
433

Al participar en la Cuarta Sesión del Consejo Directivo Nacional de la Cámara Mexicana de la Industria de la Construcción (CMIC), el secretario de Comunicaciones y Transportes, Jorge Arganis Díaz-Leal, afirmó que el segundo paquete de obras con inversión pública y privada, anunciado recientemente por el Gobierno Federal, abrirá nuevas opciones para las empresas constructoras, a partir de esquemas novedosos de colaboración conjunta y confió que más adelante se anuncien nuevos proyectos bajo esta modalidad para impulsar la reactivación económica a través de la industria de la construcción, reconociendo su extraordinario efecto multiplicador en la actividad productiva y en la creación de fuentes de trabajo.

En compañía del presidente de la CMIC, Eduardo Ramírez Leal; del subsecretario de Infraestructura, Cedric Iván Escalante Sauri, y del presidente de la Confederación de Cámaras Industriales de los Estados Unidos Mexicanos (CONCAMIN), Francisco Cervantes Díaz, el titular de la SCT enfatizó que para el gobierno del presidente López Obrador, la construcción, modernización y mantenimiento de infraestructura es un objetivo prioritario, ya sea con inversión pública o privada. Al final, lo que se pretende es realizar obras en beneficio de México y el bienestar de la gente.

Planteó que dentro de las tareas encomendadas a esta dependencia se encuentran algunos de los proyectos prioritarios del Gobierno Federal, así como la prestación de servicios estratégicos para la economía, que no han dejado de funcionar durante la pandemia de COVID-19.

Sin duda, añadió, la contingencia sanitaria y económica exige respuestas creativas, tanto al gobierno como al sector privado, para garantizar la continuidad de las obras y la operación de los servicios, atendiendo a protocolos cada vez más estrictos y la aplicación óptima de los recursos disponibles.

El secretario de Comunicaciones y Transportes reconoció que se viven circunstancias atípicas, pero también son momentos que obligan a sacar lo mejor de nosotros mismos. Es tiempo de recuperar el ánimo, mantenernos unidos y ver hacia adelante; época para comprobar que es posible reinventarnos día a día y seguir trabajando desde nuestras trincheras.

A lo largo del tiempo, los constructores afiliados a la Cámara han dado muestras de su extraordinaria capacidad de adaptación. Hoy, nuevamente, se requiere de la flexibilidad que los distingue para superar la actual coyuntura, abundó.

El legado de los constructores mexicanos se percibe a lo largo y ancho del territorio nacional, a través de múltiples obras de infraestructura que han contribuido a mejorar la competitividad del país y el bienestar de la población.

Con el respaldo de este acervo y con el ingenio y la creatividad que los caracteriza, estoy seguro de que sabrán aprovechar las oportunidades que se presenten, bajo condiciones ciertamente diferentes, pero que constituyen un reto interesante, añadió.

Artículo anteriorImpulsan AWS y BMW Group la innovación digital en la industria automotriz
Artículo siguienteInaugura Fedex estación operativa en Querétaro