CCE convoca a un gran acuerdo nacional para proteger empleo, salarios e ingresos familiares

0
213

Carlos Salazar Lomelín, presidente del Consejo Coordinador Empresarial (CCE), exhortó al Gobierno de México, empresarios, sindicatos y organizaciones sociales a suscribir un gran acuerdo nacional para proteger el empleo, los salarios y los ingresos familiares durante los próximos 90 días, en el marco de la emergencia sanitaria en el país.

Durante una videollamada con la comunidad empresarial, Salazar Lomelín propuso cinco acciones que el sector privado explora para apoyar a las MiPymes y asegurar que cuenten con liquidez suficiente para transitar la crisis, evitando así la pérdida de miles de empleos.

  1. Apoyos económicos entre privados para apoyar a proveedores.
  2. Adoptar una MiPyme para apoyar con recursos extraordinarios.
  3. Compras adelantadas y/o ventas a futuro.
  4. Un programa de factoraje ágil y sencillo.
  5. No penalizaciones contractuales entre particulares.

“Hasta este momento no se ha entendido la dimensión, desde el punto de vista económico, del impacto negativo que esta pandemia puede causar en las empresas”, declaró en la videollamada, en la que estuvieron enlazados más de 4,150 organizaciones empresariales y empresarios de todo el país.

Carlos Salazar Lomelin señaló que la implementación del plan propuesto por el CCE contribuirá a asegurar la estabilidad económica, social y política, así como a contar con un buen plan de infraestructura para todo el país.

Estas acciones, abundó, también ayudarán a diversificar las exportaciones y a fortalecer una posición fiscal más sólida.

Aseguró que los empresarios continuarán tocando las puertas necesarias para consolidar una estrategia que “permita preservar los empleos y los ingresos de las familias mexicanas” y reiteró su disposición a continuar el diálogo con las autoridades federales.

En materia de sanidad, con el objetivo de colaborar con las autoridades para proteger la salud, se elaboró una estrategia basada en evidencia científica y en las mejores prácticas internacionales paraminimizar el riesgo de contagio y maximizar el mantener la economía funcionando.